1

Los más vendidos

  • Auto Critical XXL - Semillas a granel
    Auto Critical XXL

    Semillas a granel Auto Critical XXL, variedad autofloreciente de última...

    1,00 €
  • Gorilla Glue a granel feminizadas
    Gorilla Glue

    Las semillas Gorilla Glue a granel feminizadas generan plantas de...

    1,80 €
  • bubba kush feminizada
    Bubba Kush

    Semillas a granel de Bubba Kush Feminizada. Muy baratas y con...

    1,80 €
  • Wedding Cake a granel feminizadas
    Wedding Cake

    Las semillas Wedding Cake a granel feminizadas generan plantas de...

    1,80 €
  • Critical Bilbo Feminizada
    Critical Bilbo

    Semillas a granel de Critical Bilbo Feminizada, variedad de rápida...

    1,80 €
  • Auto Magnam XXL Autofloreciente
    Auto Magnam XXL

    Semillas a granel de Auto Magnam XXL, variedad autofloreciente...

    1,80 €
  • Girl Scout Cookies a granel feminizadas
    Girl Scout Cookies

    Las semillas Girl Scout Cookies a granel feminizadas generan plantas...

    1,80 €
  • Black Domina Feminizada Granel
    Black Domina

    Semillas feminizadas a granel de Black Domina, genética de clara...

    1,00 €
  • Critical + Feminizada
    Critical+

    Semillas de Critical + Feminizada, una de las variedades más apreciadas...

    1,80 €
  • Auto 24 Kilates XXL Autofloreciente
    Auto 24 Kilates XXL

    Auto 24 Kilates XXL, semillas a granel con genética autofloreciente de...

    1,80 €

Novedades

  • Radical Juice
    Radical Juice

    Radical Juice, proveniente del banco de semillas Ripper Seeds, es una de...

    8,00 €
  • Zombie Bride
    Zombie Bride

    La planta Zombie Bride, proveniente del banco de semillas Ripper Seeds,...

    8,00 €
  • Tropicanna Poison XL Auto
    Tropicanna Poison XL Auto

    Tropicanna Poison XL Auto, del banco Sweet Seeds, ofrece un cultivo...

    18,75 €
  • Sweet Zenzation XL Auto
    Sweet Zenzation XL Auto

    Sweet Zenzation XL Auto, del banco de semillas Sweet Seeds, es una de...

    23,25 €

Ofertas

¿Cómo hacer un cultivo de marihuana vertical?

Publicado por     31/05/2022 13:51:06    0Comentarios
¿Cómo hacer un cultivo de marihuana vertical?

Existen muchos tipos de sistemas de cultivo de marihuana, y cada vez se crean más métodos que permiten optimizar al máximo el rendimiento de nuestros cultivos.

Uno de los sistemas más novedosos en el mundo de sembrado de cannabis es el sistema de cultivo en vertical. En este artículo te hablaremos más de él, sus ventajas, desventajas y de qué maneras puedes implementarlo en tu parcela.

¿Qué es un sistema de cultivo vertical?

El cultivo en vertical, también conocido como cultivo en estadio o jardín vertical, es una herramienta muy beneficiosa para aquellos que quieren aprovechar al máximo sus recursos en interior, pues, cuando se realiza de la manera correcta, puede aumentar el rendimiento y maximizar la eficiencia.

En estos sistemas se plantan las cepas hacia arriba usando armarios altos con varios compartimentos que se dividen verticalmente.

Una vez que los armarios estén montados, se colocan cepas o macetas en cada piso y se ponen bombillas en el centro, quedando rodeadas por las plantas. De esta forma las plantas absorben toda la luz por igual y la energía se distribuye uniformemente.

Algo que debes tomar en cuenta con este tipo de sistema es que las plantas deben ser pequeñas para que puedan encajar en un armario vertical. Por esta característica el cultivo en vertical suele utilizarse con esquejes, es decir, pequeños fragmentos de la planta de cannabis separados por una finalidad reproductiva.

A pesar de que requiere de una importante inversión inicial, resulta muy ventajoso para cultivos indoor que se han quedado pequeños. En mercados como el de Estados Unidos, donde cada vez se apuesta más por la innovación, reducción de costes y mejora de los procesos, los productores de cannabis apuestan por este modelo de cultivo.

La productividad de tu cultivo puede aumentar en un 30% con un gasto menor en electricidad y utilizando el mismo espacio. Además, reduces el consumo de agua, pues un diseño vertical puede lograr una eficiencia de ahorro del 70 al 90% comparándolo con los cultivos horizontales tradicionales, aunque esto depende de factores como el tipo de cultivo y la configuración que tenga.

Desventajas del sistema de cultivo vertical

Todo tiene el lado bueno y el malo. Ahora que ya expusimos todos los beneficios, también hay que comentar qué desventajas tiene este tipo de sistema de cultivo.

  • Como comentamos antes, requiere de una inversión inicial considerable. Por lo general los armarios son bastante caros, aunque el precio varía dependiendo de las funcionalidades que tenga o los accesorios extra que añadan, como por ejemplo, las macetas o las luces.
  • Nivel de complejidad alto . Este sistema no es recomendable si estás iniciando en el cultivo de cannabis de interior, pues debes tener en cuenta unas condiciones que requieren sistemas avanzados para preservar la calidad de la planta. Y, además, hay tareas de mantenimiento que pueden complicarse a nivel logístico.
  • Mayor estrés para las plantas . En los cultivos verticales con sistemas de luz estacionarios la distancia de la lámpara a la planta cambia a medida que esta crece. Lo que puede ocasionar problemas en el desarrollo fisiológico y en el biorritmo de las plantas.
  • Dificultad de tratamiento de plantas superiores . Al estar ubicadas en la parte más alta del armario, puede haber más complicaciones si no dispones de escaleras o el material de seguridad necesario para hacer la tarea sin problemas.

Las plantas deben girarse periódicamente para que puedan absorber la misma cantidad de luz en cada lado, también debes estar al tanto de las plagas y enfermedades. Por todo esto no puedes descuidar las plantas que están arriba del todo, porque suelen ser las más olvidadas.

¿Cómo hacer un cultivo vertical de marihuana?

Existen muchas maneras de hacer un cultivo vertical de cannabis, algunas de ellas son más sencillas y necesitan de una menor inversión que otras. Algunas de las más utilizadas son:

Cultivo vertical apilado escalonado

Consiste en colocar las plantas de cannabis en estantes escalonados creando la forma de un cuadrado o hexágono que adopta la forma de coliseo. El objetivo es colocar una fuente de luz central que ilumine todo el interior de la formación a 360 grados.

Puedes realizarlo de forma casera, pero necesitas un diseño previo y disponer de habilidades para manejarlo correctamente. En caso de hacerlo, recomendamos que exista una ligera inclinación hacia el interior, así las plantas crecerán inclinadas hacia dentro y recibirán más luz.

Si lo que buscas es una estructura ya realizada, existen fabricantes que producen armarios pensados para este fin. Aunque claro, debes tomar en cuenta que el precio será mucho más elevado.

Cultivo vertical apilado en estanterías planas

Es una opción muy utilizada en grandes cultivos comerciales por su baja inversión. Consiste en poner luces LED en cada nivel de los estantes donde están las plantas.

La ventaja de este método es que no tienes que rotar las plantas constantemente para que reciban luz de forma homogénea, pues cada nivel de la estantería tiene un tubo LED y la luz puede repartirse a lo largo de todas las plantas que estén allí.

Una variante de este método es el cultivo vertical con bastidores móviles, donde las estanterías se pueden desplazar mediante rodillos y raíles y permite que se ahorre más espacio.

Cultivo vertical en columna

Este es un método más avanzado, y la inversión requerida es tan grande que es necesario que se trate de un cultivo comercial para que sea rentable. Por ejemplo, los sistemas de pared usan las paredes de una habitación para colocar sistemas de cultivo colgantes donde las macetas se giran hacia los lados.

En este sistemas las plantas también se colocan en las aperturas de unas columnas en cuyo interior fluye la solución nutriente con un sistema hidropónico y en ocasiones aeropónico.

El cultivo vertical en columnas se puede aplicar al cannabis y a otras plantas, y gracias a su efecto visual suele verse con frecuencia en salas de hoteles y otras instalaciones.

¿Cómo regar y alimentar las plantas con un sistema de cultivo vertical?

Como puedes suponer, regar a mano las plantas de un cultivo vertical puede resultar una tarea muy pesada. Por ello se procede a utilizar riegos automáticos y a cultivar en sistemas hidropónicos, así las macetas pesan poco y ocupan menos espacio.

Pero el hecho de que instales uno de estos sistemas no quiere decir que puedas olvidarte. Mucha gente piensa que por tener un riego automático ya puede desentenderse, y no es así. En sistemas de riego como el riego por goteo, es muy importante vigilar el mantenimiento de los goteros para que no se obstruyan durante el ciclo.

Respecto a las soluciones hidropónicas… no todas son adecuadas para todos los cultivos verticales, pero el concepto gira en torno a eliminar el suelo y proporcionar al sistema de raíces un acceso directo a la mezcla de nutrientes a base de agua. Así los recursos hídricos se dirigen a las plantas y el agua se recicla de nuevo en el sistema.

Con esta opción puedes evitar el uso de fertilizantes orgánicos, hoy en día no existen marcas con este tipo de producto para hidroponía, pues se echarían a perder si estuvieran más de 24 horas en el tanque de riego.

Si quieres hacer un cultivo de cannabis vertical, una de las opciones que debes contemplar es usar abonos minerales. Estos son fertilizantes que no están completamente formados de materiales naturales, sino que se forman a partir de procesos químicos.

A pesar de ello, los materiales que pueden encontrarse en estos abonos también pueden ser encontrados en el medio natural. La única desventaja que presenta este tipo de fertilizantes es que la calidad final de los cogollos no es la misma que con los orgánicos.

Conclusión

El cultivo vertical es una herramienta muy útil para usuarios que comercializan a mediana/gran escala sus plantas de cannabis, necesitan maximizar la producción y los beneficios y se encuentran en un mercado con ventas muy grandes, como puede ser el norteamericano.

Sin embargo, para usuarios que cuentan con un cultivo pequeño, casero y de uso personal, no es el mejor recurso, pues no se aprovecha la gran optimización que ofrece el sistema. Además, a este tipo de cultivadores les va a costar más tanto hacer una inversión como recuperar el dinero de esta.

Lo que es cierto es que, si te estás quedando sin espacio y necesitas maximizar tu volumen de producción, este sistema de cultivo puede ser muy ideal para ti si estás dispuesto a invertir un dinerillo extra.

Share This Post :

Deja una respuesta

* Nombre:
* E-mail: (No publicado)
   Sitio web: (URL del sitio conhttp://)
* Comentario:
Escribe el código