Categorías

Los más vendidos

Novedades

Ofertas

Cuando y cómo bajar pH en agua de riego

Publicado por     21/12/2020 10:23:31    0Comentarios
Cuando y cómo bajar pH en agua de riego

Bajar pH en agua de riego puede ayudar a mejorar la calidad de tus cosechas. Contar con un pH correcto en el agua con la que vas a regar hace que la planta pueda absorber todos los nutrientes que necesita para crecer fuerte y hermosa.

Hay muchas dudas sobre el tema de cuándo bajar pH en agua de riego en las plantas de marihuana. Vamos a tratar de aclarártelas todas en la entrada de hoy. No solo aprenderás cuándo bajar pH en agua de riego, sino también cómo hacerlo para que tu planta se mantenga hidratada y bien alimentada.

Por qué tiene tanta importancia el pH en el riego de la marihuana

Antes de pasar a conocer cuándo y cómo bajar pH en agua de riego, es necesario asimilar la importancia del pH en el cuidado de las plantas de marihuana. El pH cobra una gran importancia desde dos frentes diferentes:

  •          Facilita la capacidad de absorción de la planta.
  •          Diluye los nutrientes al porcentaje adecuado para facilitar la absorción y transmitir a la planta todas sus propiedades.

Qué es el pH en agua de riego

El pH es una medida que evalúa el grado de acidez o alcalinidad de una disolución. Para ser más precisos, el pH indica la concentración de iones de hidrógeno que se encuentran en una determinada disolución.

La escala de medición del pH abarca un rango que va desde el valor 0 al valor 14. Dentro de este rango, el valor 0 es el que se corresponde con el grado de acidez más alto, siendo 14 el que se corresponde con el valor más alcalino.

El valor 7 es el que se asigna al nivel de acidez básico o neutro. El pH del agua se suele situar entre un 6,5 y un 8 en las aguas superficiales, aunque estos valores suelen variar dependiendo de varios factores.

escala de ph

La cantidad ideal para el riego de la marihuana suele situarse entre 6,5 y 7,5. Es por ello por lo que es necesario utilizar ácidos que puedan bajar pH en agua de riego. También encontramos diferencias entre el cultivo en tierra y los cultivos hidropónicos.

  • En el caso de los cultivos de tierra, el rango ideal del pH se sitúa entre 6 y 7, dependiendo de la etapa de cultivo en la que se encuentre la planta y la necesidad de nutrientes requeridos en cada momento.
  • En el caso de los cultivos hidropónicos, es tan importante atender al pH como a la dosificación de los productos con los que se abona la tierra. Los valores del pH varían según el ciclo en el que se encuentre la planta.
  • En el cultivo hidropónico, los valores de pH oscilan en un intervalo que se encuentra entre los 5,5 y los 6,5.

Cuando regular el pH del agua de riego

Investigando en poco sobre el tema, encontramos diferentes opiniones sobre cuando bajar pH en agua de riego. Entre las empresas fabricantes de abonos hay varios expertos que aseguran que es mejor regular el agua del riego una vez que se han añadido los abonos en la tierra.

Sin embargo, muchos cultivadores que han podido experimentar con diferentes resultados, afirman que lo más adecuado y lo más cómodo es bajar pH en agua de riego desde el primer momento que se riega la planta y siempre antes de añadir los fertilizantes.

Cómo regular el pH en agua de riego

Lo más recomendable para llevar un control exhaustivo del pH del agua de riego es hacerse con un medidor de pH. Este dispositivo es bastante económico y te permitirá controlar en todo momento la hidratación de tus plantas.

medidores de ph

Apoyándonos en los consejos de los cultivadores más expertos, lo mejor es bajar pH en agua de riego hasta que se obtengan los niveles deseados, y solo en ese momento añadir los fertilizantes.

Una vez aplicados los abonos en la tierra, es necesario volver a controlar el pH, ya que los abonos pueden modificar su nivel. Si notas que necesitas bajar pH en agua de riego de nuevo, esta vez deberás diluir el ácido para bajar el pH en agua antes de aplicarlo.

Aspectos a tener en cuenta a la hora de añadir el ácido para bajar pH en agua de riego

Cuando añadas el ácido para bajar pH en agua de riego es mejor que lo diluyas antes. El motivo es que los ácidos son muy abrasivos, y lo que tienes que evitar es que al bajar el pH puedas hacerle daño a la planta.

Además de procurar que los ácidos afecten a los nutrientes que recibe la planta, ten mucho cuidado al momento de añadirlos, hazlo despacio y remuévelos lentamente.

Cuando finalices con el proceso, recuerda lavarte las manos a fondo para que no te quemes si decides tocarte los ojos o la boca. Algún resto de ácido podría haberse quedado en tus manos y te podría hacer daño.

Excepciones a la regla

Hay algunos casos en los que sí es recomendable añadir los fertilizantes antes de bajar pH de riego. Esto es especialmente aconsejable cuando se trata de componentes como el silicato de potasio, ya que estos productos por naturaleza ya tienen un pH muy alto.

En este caso, el procedimiento sería diferente:

  •          Añadir el producto con el pH alto
  •          Añadir el ácido para bajar pH del riego
  •          Añadir los abonos
  •          Medir el pH a ajustarlo en caso necesario

Qué ácidos puedes utilizar para bajar pH en agua de riego

Afortunadamente, en el mercado encontramos soluciones de todo tipo para bajar pH en agua de riego y un montón de marcas que ofrecen productos adaptados a la necesidad de cada cultivo.

A continuación, vas a poder conocer los principales tipos de ácidos que pueden ayudarte a bajar pH en agua de riego.

Ácido sulfúrico

El ácido sulfúrico puede ayudar en la reducción del pH del agua. De hecho, es uno de los elementos más utilizados en la agricultura, pero en el caso del riego de las plantas de marihuana su uso es menos recomendado.

El ácido sulfúrico es muy corrosivo, por lo que se puede convertir en una amenaza, tanto para la planta como para las personas que lo manipulan. Veamos otras opciones más adecuadas.

Ácido cítrico

El ácido cítrico es todo lo contrario al ácido sulfúrico. Es cierto que, al tener un origen orgánico, su efecto es menor a la hora de bajar pH en agua de riego, y se necesita utilizar una cantidad mayor para conseguir los mismos resultados que con otros ácidos más fuertes.

Sin embargo, si eres de los que quiere que sus plantas reciban la menor cantidad posible de elementos químicamente potentes, esta sería una de las mejores opciones, siempre que tu presupuesto te lo permita.

Ácido fosfórico

El ácido fosfórico es uno de los más utilizados en el cultivo de marihuana. Su composición ayuda a conseguir una floración adecuada de las plantas. El problema del ácido fosfórico es que no es demasiado potente, por lo que si quieres utilizarlo tendrás añadir cantidades mayores de productos.

¿Cuál es el mejor ácido para bajar pH en agua de riego?

El ácido perfecto para bajar pH en agua de riego es aquel que cumpla con las necesidades de cada cultivo. Debes informarte bien sobre cuáles son los elementos que pueden favorecer el crecimiento y el desarrollo correcto de tus plantas.

Como norma general, los ácidos más equilibrados en cuanto a rentabilidad y cuidado de las cosechas son el ácido fosfórico y el ácido cítrico.

Es cierto que el ácido cítrico, por ejemplo, es más caro que otras alternativas, y que se necesita una cantidad mayor de producto para conseguir los mismos resultados que con otros ácidos más potentes.

Pero hay que valorar también que el ácido cítrico es orgánico, es un elemento natural, es mucho más limpio que otros, más ecológico y menos contaminante, por lo que la salud de la planta puede verse reforzada.

En el caso del ácido fosfórico, su valor reside sobre todo en su composición. La planta necesita fósforo, ya que este elemento favorece la fase de floración y el enraizamiento.

Además, el ácido fosfórico no es tan potente como otras alternativas, por lo que no daña tanto la mezcla.

Otra de las alternativas es utilizar una mezcla de ácidos, en concreto aquellos productos que combinan el ácido cítrico con el ácido fosfórico. Estos artículos contienen los elementos necesarios para bajar pH en agua de riego de una forma eficaz sin dañar la salud de la planta.

Conclusión

Para poder regular el pH del agua de riego de forma adecuada, y favorecer el correcto desarrollo y crecimiento de las plantas, lo mejor que puedes hacer es informarte de cuáles son las necesidades específicas de cada variedad que quieras plantar.

Las condiciones de las tierras de cultivo, la ubicación en la que sitúes, las condiciones de humedad y ventilación, y todos los factores que influyan en el desarrollo de las plantas pueden alterar los valores del pH en las aguas de riego.

Share This Post :

Deja una respuesta

* Nombre:
* E-mail: (No publicado)
   Sitio web: (URL del sitio conhttp://)
* Comentario:
Escribe el código