Categorías

Los más vendidos

Ofertas

Reducir el pH del agua de riego de forma casera

Publicado por     15/09/2021 14:47:26    0Comentarios
Reducir el pH del agua de riego de forma casera

Todos queremos sacar el mejor resultado posible a nuestras semillas de marihuana, pero como ya sabrás, hay varios factores a tener en cuenta a la hora de potenciar a nuestras plantas para que den más y mejores cogollos.

Uno de estos factores es el pH del agua de riego, la cual tiene sales y minerales que afectan a su pH, haciendo que sea más ácida o alcalina, lo que afectará al comportamiento de nuestras plantas de marihuana.

Por suerte esto tiene solución, y es que podemos modificar los valores de pH a nuestro parecer para poder sacar el máximo provecho a las plantas y conseguir una cosecha de primera. Si quieres saber ve cogiendo papel y boli, ¡esto te interesa!

¿Qué es el pH y cómo afecta a nuestras plantas de marihuana?

El pH es un valor numérico que nos indica el nivel de acidez o alcalinidad, en este caso del agua.

El pH tiene gran importancia porque influye directamente en la asimilación de nutrientes de las plantas de marihuana, lo que afecta a la alimentación y protección de las plantas. Como el pH afecta directamente al metabolismo de la planta, ajustar el pH correctamente ayudará a que las plantas crezcan más fuertes y vigorosas, reforzándose así ante enfermedades o ataques de plagas.

El pH se mide en una escala de 14 puntos:

Para controlar el nivel de pH será más sencillo en un cultivo con tierra que en cultivos hidropónicos, ya que en este último los elementos minerales actúan de forma más rápida sobre la planta.

La cosa es, ¿qué pasa si regamos con un pH inadecuado? De ser el caso, tus plantas perderán fuerza en su crecimiento por las carencias de nutrientes, lo que puede provocar la aparición de plagas o patógenos que se aprovechen de la vulnerabilidad de la planta.

¿Cómo regular el pH en los cultivos de tierra?

Es importante que preparemos bien el suelo antes de cultivar nuestras plantas. Debemos de escoger una buena tierra para que se produzca una buena sinergia a la hora de cultivar, lo que nos facilitará tener un suelo neutro con un pH que ronde el 6,5.

Lo mejor es utilizar un sustrato orgánico que permita asegurar una buena protección radicular. Es recomendable hacer la mezcla del sustrato y buscar así un pH equilibrado. Si vas a cultivar en fibra de coco (un sustrato neutro e inerte) debes de tener en cuenta de que es más inestable, por lo que debes de hacer el proceso más cuidadosamente.

Al preparar la solución nutritiva debes de mezclar los abonos con el agua y realizar la medición de pH tras esto. Es importante contar con un medidor de pH para hacer mediciones cada vez que se riega, sabiendo así si tenemos que subir o bajar el nivel de pH.

Al cultivar en tierra se dice que tenemos un “sustrato tampón”. La ventaja es que la asimilación es más lenta, por lo que si cometemos algún error tendremos más tiempo para corregirlo.

Los niveles óptimos de pH recomendados para las plantas de marihuana durante las fases de crecimiento y la floración en los cultivos en tierra son las siguiente:

Durante la fase de crecimiento, las plantas jóvenes o plántulas deben de mantener un nivel de pH entre 5,9 y 6,0 durante las 3 primeras semanas de su ciclo de vida. Después debemos de ir aumentando progresivamente hasta alcanzar un nivel de pH entre 6,0 y 6,2. Al entrar en floración y entre las semanas 7 y 10 debemos de mantener un nivel de pH entre 6,2 y 6,5. Tras esto, entre las semanas 11 y 14 tendremos unos niveles de pH entre 6,2 y 6,3.

¿Cómo regular el pH en los cultivos hidropónicos?

Si tienes idea de hacer un cultivo hidropónico debes tener en cuenta que el control de pH es fundamental, ya que la asimilación de los diferentes elementos es muy rápida.

A mayores del pH, es importante que prestemos atención también al EC (electroconductividad), que muestra la concentración de los diferentes nutrientes que contiene la solución. Si ambos valores no están correctamente proporcionados conllevará consecuencias negativas en tus plantas.

En los cultivos hidropónicos funciona muy bien el uso de encimas una vez a la semana desde el inicio de la floración. De esta forma evitaremos la acumulación de sales minerales en la masa radicular.

En los cultivos hidropónicos debemos de mantener un nivel de pH entre 5,5 y 5,7 durante las 3 primeras semanas del ciclo de cultivo, momento en el que las plantas todavía son pequeñas. Entre la cuarta y quinta semana aumentaremos progresivamente el nivel de pH hasta 5,8. Una vez empezamos la floración mantendremos un nivel de pH entre 6,2 y 6,5 (entre la semana 7 y la 10). En el momento que llegamos a la semana 11 debemos de aumentar el pH hasta un nivel de 6.3 – 6.4, nivel que mantendremos hasta el final de la cosecha.

¿Qué nivel de pH es necesario para la pulverización foliar?

La ventaja de la pulverización foliar es que a través de las hojas se asimila con mayor rapidez la solución que pulvericemos. En este caso es importante que ajustes el nivel de pH de la solución antes de aplicarlo.

Para que tus plantas puedan asimilar bien todos los nutrientes por vía foliar, es importante que el pH sea neutro (7).

Si decides alimentar a tus plantas de marihuana por vía foliar (solo durante la etapa de crecimiento), no podrás alimentarlas mediante las raíces. Puedes alternan entre ellas, pero nunca hacer las dos a la vez. La alimentación por vía foliar en los cultivos de tierra tiene la ventaja de que permite aumentar o disminuir las carencias de la planta de forma rápida durante la fase de crecimiento.

Cómo modificar el pH de forma casera

Como hemos visto, el pH es más importante de lo que parece a la hora de cultivar marihuana. Si eres de los que quieren llevar a cabo un cultivo de calidad con productos que puedes encontrar en casa y sin necesidad de ir a un grow, deberías de echar un vistazo a la lista que te traemos aquí abajo.

Ácido fosfórico para bajar el pH del agua

Con el ácido fosfórico podrás reducir fácilmente el pH del agua y contrarrestar su alcalinidad para lograr un pH más neutro.

Este compuesto no es tan ácido como otros, por lo que será más fácil regular el pH del agua a pesar de necesitar usar más cantidad. Además, esto tiene la ventaja de que el fósforo es uno de los minerales imprescindibles para sacar el máximo partido en la fase de floración, por lo que estarás ayudando a tus plantas a conseguir unos cogollos más densos y resinosos.

Agua con limón para bajar el pH del agua

Los limones cuentan con un alto contenido de ácido cítrico, lo que resulta una alternativa 100% natural con la que bajar el pH de tus plantas. El jugo de limón no dañará tus plantas, pero espero que tengas un limonero en casa, porque va a hacer falta una buena cantidad.

Para la elaboración de este producto necesitarás unos 0,6 ml de jugo de limón por 4 litros de agua, consiguiendo bajar 1,5 puntos de pH aproximadamente. Debes de tener en cuenta que no todos los limones son iguales y no cuentan con el mismo porcentaje de acidez, por lo que es mejor que utilices un medidor de pH para asegurarte de cuánto ha disminuido su nivel. Una vez hayas diluido el jugo de limón en el agua debes de dejarlo reposar unos 5 minutos para que se distribuya homogéneamente.

Vinagre blanco para bajar el pH del agua

El vinagre blanco es muy utilizado en cocina y es conocido como ácido acético, resultando ideal para disminuir el pH del agua.

El nivel de acidez del ácido acético se encuentra entre el 2 y el 3 en la escala de medición. Solamente debes de añadir 15 ml en 4 litros de agua, disminuyendo así el pH hasta 6 - 7,5.

El vinagre es casi tan ácido como el limón, y es que los dos cuentan con un efecto similar, haciendo que disminuya el pH del agua y favoreciendo a que la cosecha sea mejor, con unas plantas más grandes y con cogollos de mayor calidad.

Bicarbonato para aumentar el pH del agua

Si quieres aumentar el nivel de pH del agua de riego sin necesidad de comprar un producto en un grow, siempre puedes utilizar el bicarbonato sódico.

Con el uso de bicarbonato puedes subir el pH de 4.5 a 6.5, ajustándolo así al máximo para lograr un resultado perfecto en tus plantas de marihuana. Para aumentar el pH puedes añadir 1 gramos de bicarbonato en 1,5 litros de agua de riego.

Share This Post :

Deja una respuesta

* Nombre:
* E-mail: (No publicado)
   Sitio web: (URL del sitio conhttp://)
* Comentario:
Escribe el código